Índice del artículo

 II.- PRELIMINARES DEL JUEGO:

9. No se permitirá que ningún jugador dañe intencionalmente una pelota.

10. Uno o más jugadores pueden ser sustituidos durante un juego en cualquier momento en que la pelota se encuentre muerta. El jugador suplente bateará en el lugar correspondiente a la del jugador a quien reemplaza, en el orden de bateo (line up) de su equipo.

11. Si un suplente entra a un juego en lugar de un jugador - entrenador, el entrenador puede de ahí en adelante ir a las líneas de coacheo si así lo deseare.

12. Cuando uno o más jugadores suplentes del equipo de la defensiva entran a un juego al mismo tiempo, el entrenador deberá indicarle al árbitro, antes de que dichos jugadores tomen su posición en la defensiva, el turno que les tocará en el orden de bateo y el árbitro principal debe notificárselo al anotador oficial. Si tal información no le fuere dada al árbitro principal, éste tendrá la autoridad para designarle el turno de bateo de los suplentes.

13. El receptor puede ser cambiado a jugar otra posición a la defensiva, sólo una vez en un mismo inning.

14. Un jugador cuyo nombre aparezca en el orden de bateo (line-up) de su equipo no podrá actuar como corredor suplente de otro miembro de su equipo.

15. No se le permitirá a ningún jugador que esté en el juego y que haya sido sacado por un suplente que pueda regresar al juego en calidad de corredor de cortesía.

16. Cualquier jugador que no esté en el orden de bateo (line up), de ser utilizado como corredor, será considerado como un jugador suplente.

17. El manager notificará inmediatamente al árbitro principal (chief umpire) cualquier situación, y le informará el lugar que va ocupar en la alineación.

18. Aquellos jugadores que hayan sido sustituidos pueden permanecer con sus equipos en el banco.

19. Si un mánager entra a jugar como sustituto de otro jugador, podrá seguir dirigiendo al equipo desde el banco o desde la caja de coach.

20. Ningún jugador uniformado podrá dirigirse a los espectadores, mezclarse con los mismos u ocupar asientos en la tribuna durante el transcurso, o después de un juego.

21. Ningún mánager, coach o jugador podrá dirigirse verbalmente a los espectadores antes o después del juego.

22. El mánager del equipo de casa (home club) informará al árbitro principal y mánager del equipo contrario cualquier regla de terreno que considere necesaria, con relación al posible desborde de los espectadores al campo de juego, o de las pelotas bateadas o lanzadas dentro del público, o cualquier otra contingencia. Si dichas reglas de terreno resultan aceptables para el mánager contrario se consideran legales.

23. No se permitirá a persona alguna estar en ninguna parte del terreno de juego durante el transcurso del mismo, con excepción de los jugadores, coaches, y mánagers uniformados.

24. Todos los jugadores regulares y sustitutos, de ambos equipos permanecerán en sus respectivos bancos o dugout, a menos de que realmente estén participando en el juego o se estén preparando para entrar en él, o estén dirigiendo en las cajas de coach de primera y segunda base. Ninguna persona, con excepción de los jugadores, sustitutos, mánagers, coaches y entrenadores podrán ocupar un banco durante el desarrollo de un juego.

25. A los jugadores lesionados no se les permitirá entrar a la superficie del terreno en ningún momento para propósito alguno durante el desarrollo del juego.